El pasado fin de semana nuestro equipo de waterpolo disputaba un doble compromiso liguero que lo enfrentaba al CN Reales y al CN Metropole en la Piscina Acidalio Lorenzo de Santa Cruz. Los chicos de Rayco Padilla partían con la clara intención de sumar algo positivo en ambos encuentros aunque finalmente no pudieron estrenar su casillero de puntos.

Sin embargo, los jugadores de la Agrupa mostraron una clara mejoría, especialmente en el partido que les midió al Reales. El equipo dio la cara y estuvo cerca de obtener al menos un empate que hubiera supuesto los primeros guarismos en su casillero. el resultado final fue de 6-10 para los norteños, un conjunto mucho más hecho a la categoría.

Por su parte, el encuentro frente al Metropole no tuvo historia. Los grancanarios estuvieron siempre por delante y no dieron opciones en ningún momento a la escuadra agrupada. La Agrupa notó el cansancio acumulado del encuentro anterior y la falta de experiencia frente a un Metropole que sin duda se presenta como uno de los “gallitos” de la categoría. El resultado lo dice todo, 20-3 a favor de los de Las Palmas.

Sin duda un grupo complicado el que le ha tocado a la ADSC waterpolo esta campaña, aunque los nuestros dan síntomas de clara mejoría cada vez que se tiran al agua. Ahora toca pensar ya en los próximos duelos, y tratar de seguir trabajando para sumar algún punto de cara a la fase final de la competición

Como nota positiva cabe destacar el estreno con las filas de la Agrupación de dos jugadores cedidos por el CN Océano. Se trata de Sergio Hernández y Enmanuel Reyes, canteranos del club portuense que este año han fichado con nosotros. Desde aquí agradecemos a los hermanos del Océano su generosidad y esperamos seguir colaborando.

¡Vamos chicos!